Lectura y reflexiones del día (31/8/2021)

Lectura del santo evangelio según san Lucas (4,31-37):

En aquel tiempo, Jesús bajó a Cafarnaún, ciudad de Galilea, y los sábados enseñaba a la gente. Se quedaban asombrados de su doctrina, porque hablaba con autoridad.
Había en la sinagoga un hombre que tenía un demonio inmundo, y se puso a gritar a voces: «¿Qué quieres de nosotros, Jesús Nazareno? ¿Has venido a acabar con nosotros? Sé quién eres: el Santo de Dios.»
Jesús le intimó: «¡Cierra la boca y sal!»
El demonio tiró al hombre por tierra en medio de la gente, pero salió sin hacerle daño.
Todos comentaban estupefactos: «¿Qué tiene su palabra? Da órdenes con autoridad y poder a los espíritus inmundos, y salen.» Noticias de él iban llegando a todos los lugares de la comarca.


El mundo celebra el Día Internacional de la Solidaridad

Naciones Unidas instituyó, a finales del año 2000, el dí­a 31 de agosto como Dí­a Internacional de la Solidaridad, basándose en el reconocimiento que la Declaración del Milenio hizo de esta actitud como uno de los valores fundamentales esencial para las relaciones entre los individuos, pueblos y naciones en el siglo XXI.

La solidaridad, según la ONU “no sólo es un requisito de carácter moral, sino también una condición previa para la eficacia de las polí­ticas de los paí­ses y los pueblos”. Es, en definitiva, “una de las garantí­as de la paz mundial”.